Dieta mediterránea

« Volver al índice del Glosario

Dieta variada y equilibrada nutricionalmente caracterizada por abundancia de alimentos vegetales (cereales, legumbres, hortalizas, frutas y frutos secos); uso del aceite de oliva como grasa principal; consumo preferente de pescado y pocas carnes rojas; moderado aporte de productos lácteos y aves de corral, y una copa diaria de vino en mujeres y dos diarias en los hombres (durante las comidas). Aporta hidratos de carbono complejos, ácidos grasos monoinsaturados (aumenta el colesterol bueno), proteínas de alto valor biológico, abundantes vitaminas, fibra, antioxidantes y elementos químicos esenciales (potasio, yodo, calcio, fósforo, hierro).

« Volver al índice del Glosario